Vox se dispara

El horizonte electoral presenta en este momento una carrera a dos velocidades y con las cuentas, de nuevo, sin un encaje muy claro. El auge de Vox, que experimenta un crecimiento de un punto y medio en los últimos 15 días, coincide con el retroceso de PP y PSOE. Los dos partidos mayoritarios se hallan en el momento más bajo desde septiembre, según la serie de encuestas realizadas por IMOP-Insights para El Confidencial, y pierden en conjunto el 2,4 por ciento de los apoyos. De celebrarse hoy las elecciones generales, el partido de Santiago Abascal lograría el 18,2 por ciento de los votos, lo que se traduciría en 64 escaños, mientras que Pablo Casado se quedaría en el 25,8 y Pedro Sánchez en el 25,7 por ciento, con 105 y 104 diputados, respectivamente. La derecha, no obstante, necesitaría de cuatro abstenciones para alcanzar la mayoría absoluta.

La pugna por liderar el espectro liberal conservador refleja el inicio de un cambio de tendencia. Si se toma como referencia el Observatorio Electoral de este diario del pasado 27 de octubreel PP ha perdido ya una porción considerable del terreno ganado. En poco más de un mes, ha pasado de un futurible de 120 escaños, con el 28 por ciento del electorado, a 105, aunque todavía por encima de los 89 cosechados en los comicios del 10-N. Ambas fechas representan el punto máximo y mínimo de los populares desde el final del verano.

Publicidad