trabajadores de baja

España ha presentado este martes los datos del paro de diciembre, en el que el desempleo ha vuelto a caer por décimo mes consecutivo. Una de las anécdotas de la jornada la ha protagonizado Israel Arroyo, secretario de Estado de Seguridad Social, al ser cuestionado por el número de empleados de baja a causa de la Covid.

La explosión de contagios, que ha llevado la incidencia acumulada a los 2.295 positivos por cada 100.000 habitantes ha provocado una avalancha de bajas laborales por el coronavirus. Arroyo, en cualquier caso, no ha sabido contestar a la pregunta y tras unos segundos de dudas y titubeos, ha prometido dar a conocer lo más temprano posible.

Atención primaria colapsada

Publicidad

Al gran número de bajas hay que unirse un segundo problema: la atención primaria está tan saturada por los contagios quemuchas de esas bajas no se pueden tramitar a su debido tiempo, lo que ha provocado un colapso del sistema.

Los sanitarios son, a su vez, uno de los sectores afectados por esta nueva embestida de la pandemia, al punto de que en España se han tenido que cerrar varios centros de salud o ambulatorios y plantas enteras de hospitales ante la falta de personal.

Esto da lugar a horas de espera guardando cola o al teléfono, en el mejor de los casos; en el peor, el trabajador contagiado por virus espera dura días y al final la baja ni siquiera se puede tramitar.

Datos récord de empleo

En cuanto a los datos de empleo, el mercado laboral español batió un récord en 2021, con la salida de las listas del paro de 782.232 personas, el mayor recorte de su serie histórica, y con la creación de 776.478 empleos, la mayor desde 2005, año de la regulación extraordinaria.

Con este comportamiento, el paro se quedó en los 3,1 millones, al bajar un 20,12%, mientras que la ocupación media se situó en los 19,8 millones, tras crecer un 4,08%, frente al 2,02% de 2019 y después de un año 2020 en el que se recortó en 360.105 personas (1,86% menos) por el impacto de la pandemia. 

Solo en diciembre la Seguridad Social sumó 72.553 afiliados, en tanto que el paro registrado bajó en 76.782, de forma que, desde el inicio de la pandemia, en febrero de 2020, hay 140.142 parados menos y 574.682 cotizantes más.