El Barça puede con el Betis

Victoria en el último minuto para el Fútbol Club Barcelona en su visita al Benito Villamarín. Los goles de Ansu Fati y Jordi Alba, este último en el añadido, daban los tres puntos al Barça, que se asegura la Champions League de forma matemática y sigue en la pelea por la segunda posición de LaLiga Santander.

El fútbol son emociones y de eso en el Benito Villamarín van sobrados. Recibimiento por todo lo alto para sus jugadores, idolatrados por una afición eufórica tras devolverles la alegría con la consecución del título de la Copa del Rey y con la Feria de Abril a las puertas del cierre. Coreaba el himno verdiblanco mientras el Barça realizaba el pasillo para el campeón. Fair play de los azulgranas, impulsados por su técnico Xavi Hernández. El partido prometía. Tenía todos los ingredientes posibles y si le faltaba un poco de picante, ahí estaba Mateu Lahoz para dárselo. En el Barça, Neto entraba en el lugar de Ter Stegen, fuera por indisposición, mientras que Memphis le ganaba la batalla a Aubameyang. En el centro del campo, un pequeño gran jugador llamado Pablo Páez ‘Gavi’. Primer partido del andaluz en el estadio del equipo que le vio nacer como futbolista. Los de Pellegrini con el once esperado salvo la presencia de Guardado, que entraba por William Carvalho.

Mucho respeto el que se demostraban ambos equipos en los primeros compases del partido. Pequeñas apariciones de Juanmi para los béticos y de Dembélé para los azulgranas. El francés ponía dos buenos balones desde la derecha a los que Ferran no lograba materializar en gol. De nueve jugaba esta noche el ex del Manchester City. Buscando fórmulas Xavi para que su delantero se reencuentre con un gol que se le está resistiendo. También mucho protagonismo para ‘Gavi‘, que demostraba que no le intimidaba el escenario y quería reivindicarse en la mejor plaza posible. Con todos se las tuvo el centrocampista, que nunca da un balón por perdido.

PALOS EN EL VILLAMARÍN 

No habían pasado ni 15 minutos cuando Pellegrini se veía obligado a realizar la primera sustitución. Claudio Bravo no podía continuar y en su lugar entraba Rui Silva. Apenas le dio tiempo al portugués a ponerse bien los guantes cuando Araujo le obligaba a realizar una acrobática parada para mandar el balón al travesaño y evitar el primer tanto azulgrana. Apretaba el Barça, que tenía en Memphis uno de los jugadores más activo. Reencontrándose el holandés, que en la banda izquierda ha encontrado su mejor hábitat. También se empezaba a encontrar el Betis. Buen disparo desde la frontal de Guido Rodríguez que impactaba en el palo izquierdo de la portería de Neto. Se salvaba el brasileño y el Barça. Desde la banda, Xavi se encargaba de esperanzar a los suyos para que lo siguieran intentando. Y si hay uno que siempre lo intenta ese es Dembélé. El francés se marchaba con excesiva facilidad de Álex Moreno pero sus centros no encontraban rematador. Una vez más.

Si la primera había terminado con protagonismo para Dembélé, la segunda arrancaba igual. Y con el mismo resultado. Jugada individual del francés con disparo a la red lateral. Ni se inquietaba el Villamarín. Sí que lo hizo con JordiAlba. El lateral izquierdo caía al césped tras un golpe y se dolía, hecho que no gustó a la afición verdiblanca. En la siguiente llegaría la ocasión más clara para los de Pellegrini. Álex Moreno centraba desde la izquierda y Juanmi remataba a portería para encontrarse con un excelente Neto, que repelía el remate. Parecía saque de esquina pero Mateu, que aún estaba pasando desapercibido, señalaba falta en la frontal y amarilla para Busquets. No aprovechó el regalo Fekir, que mandó el balón a la barrera. Se animaba el Betis. Otra para Juanmi. Paraba Neto

XAVI AGITA EL ÁRBOL Y ANSU LO APROVECHA

No le gustaba a Xavi Hernández lo que estaba viendo y decidía intervenir. Entraba Aubameyang en el lugar de Memphis y se recuperaba la delantera favorita del técnico. Ferran a la izquierda, Auba en el centro y Dembélé en la derecha. Empezó a jugar más de memoria el Barça. Frenkie, al que poco se le había visto, encontraba un hueco para filtrar un pase a Aubameyang, que la mandaba a las nubes. Aparecía el holandés, que provocaba la amarilla de Bartra. También Ferran, que fallaba en el uno para uno ante Rui Silva. Fue la última para él, ya que el técnico azulgrana decidía cambiar todas las piezas ofensivas. Entraban Adama y Ansu por Ferran y Dembélé. Minutos para Ansu, tras reaparecer en Mallorca. Y claro, el canterano viene con hambre de gol. Demasiado tiempo en la gradería. Demasiados entrenamientos con ganas de jugar. Demasiado tiempo sin celebrar un gol. Y no tardó ni dos minutos en perforar la portería de Rui Silva. Un disparo mordido de Ansu se colaba ante la mirada pasiva del guardameta. Se adelantaba el Barça con gol de su número 10. 

LA LEY DEL EX Y EL NO RENDIRSE NUNCA

NOTICIAS RELACIONADAS

Cuando el Barça aún estaba celebrando el gol de AnsuMarc Bartra devolvía el empate en el marcador tras un gran remate de cabeza en una falta lateral. Primer gol para el central verdiblanco, formado en la Masia y que ponía el broche de oro a una gran temporada. Empezaba otro partido. Y con Riqui Puig en el campo. Otro Masia que aparecía en el césped del Benito Villamarín. La locura se adueñaba del encuentro. La grada gritaba. Los jugadores corrían sin orden ninguno. Los entrenadores se desesperaban en el banquillo. La magia del fútbol. Y qué bonito es cuando los dos equipos están más preocupados por atacar que por defender. Y así todo puede pasar. Tanto puede ocurrir que hasta Jordi Alba, con una volea espectacular tras asistencia de Dani Alves, fusile a Rui Silva en el 93 y dé los tres puntos a un Barça que parecía conformarse con el empate. Otra victoria de Xavi en el último suspiro. Y estas valen el doble. Lo celebró el equipo unido, consciente que ya tienen cumplido el objetivo de la Champions y podrán afrontar el tramo final con más tranquilidad.

16386321991156

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí