fuga de capitales

Ni a Madrid ni a Sevilla. Abogados y asesores fiscales advierten de que los contribuyentes se van a ir a Portugal o a Andorra por el impuesto a grandes fortunas que ha anunciado el Gobierno. El debate fiscal que se ha desatado esta semana en España con el anuncio de bajada de impuestos en Andalucía acaba con esta consecuencia, que a los expertos a los que ha consultado Vozpópuli les asombra que el Ejecutivo español no prevea. Irlanda, Italia, Suiza y Croaciatienen regímenes fiscales muy beneficiosos, pero entre la oferta creciente de programas para atraer a grandes patrimonios destacan los de nuestros vecinos. 

En este campo, España ya anda muy justa, avisan. El Gobierno de Mariano Rajoy rebajó mucho en 2015 los incentivos de la llamada Ley Beckham -que creó paradójicamente el de José Luis Rodríguez Zapatero y que también redujo poco después-, con un tope de 600.000 euros de escasa aplicación y sólo para empleados y que excluye a deportistas, y el Congreso tramita ahora una Ley de Start Up de Nadia Calviño que los expertos ven «muy poco atractiva».

Tanto Portugal como Andorra tienen poderosos atractivos y este anuncio supone un aldabonazo para atraer a residentes fiscales en España.

El régimen fiscal aplicable a los Residentes No Habituales (RNH) en Portugalque aplica con entusiasmo su gobierno de izquierdas cumplió en 2019 diez años y supone una tarifa plana de tributación del 20% para la rentas obtenidas en suelo luso y la exención de los ingresos y pensiones percibidos del extranjero. Proporiona ahorros de cerca de 18 puntos respecto al IRPF y en algunos casos, del 100%. Combinado con facilidades como las golden visas para no comunitarios, ha llevado a Madonna, John Malkovich, Mónica Bellucci, Michael Fassbender o Alicia Vikander, entre otros, a instalarse en Portugal.

Pero los expertos llaman la atención sobre el interés creciente que despierta Andorra, que precisamente preocupa en los últimos tiempos a la Agencia Tributaria por el traslado de youtubers e infuencers. España y Andorra han firmado un Convenio para Evitar la Doble Imposición y el Principado está fomentando la llegada de contribuyentes a los que ofrece residencia administrativa.

Esaú Alarcón, miembro del Consejo Asesor Institucional de la Asociación Española de Asesores Fiscales (Aedaf) y abogado en Gibernau, subraya el peligro de nuestros vecinos pero también pone de relieve el caso de Suiza, que tiene un tipo máximo del 30% en el IRPF para residentes.

«El mensaje que se lanza con este impuesto es un desastre. Generar competencia interna es positivo, mejora la competitividad del país, que resulta más atractivo fiscalmente», advierte Alarcón.

En este sentido, Alejandro del Campo, socio de DMS Consulting, cuenta que cuando entró en vigor el Modelo 720 de declaración de bienes en el extranjero -que ha sido anulado recientemente por el Tribunal de Justicia de la UE-, hubo una «avalancha de extranjeros residentes fiscales en Baleares que se hicieron no residentes. Hubo una desbandada de alemanes», recuerda. 

Pues bien, esto también sucedió cuando las Islas recuperaron el Impuesto de Patrimonio en 2012. 

Cabe recordar que Zapatero eliminó el impuesto en 2008 dado que ya no existía en el resto de países de nuestro entorno y dijo que quería garantizar la igualdad de todos los españoles, en alusión a la previsible escalada de rebajas que se podría producir entre las diferentes autonomías. En 2011 lo reactivó en plena emergencia económica. Baleares, entonces gobernada por el PP, aguantó un año con el impuesto bonificado al 100%. Cuando lo reactivó, se produjo una fuga de contribuyentes.

Armonización en falso

César García Novoa, catedrático de Derecho Financiero y Tributario en la Universidad de Santiago de Compostela, llama la atención sobre la armonización fiscal en falso y por la puerta de atrás que supone la creación de un impuesto a grandes fortunas cuando el Gobierno no es capaz de impulsar la armonización de Patrimonio y Sucesiones que había anunciado y cuando las comunidades podrán seguir utilizando sus capacidades normativas en estos impuestos. 

Asimismo, García Novoa advierte de la inseguridad jurídica que causa el anuncio y la que augura que va a tener un impuesto que grava lo que ya gravan otros.

fuga de capitales

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí