medidas electoralistas

Conforme se acercan las elecciones, Pedro Sánchez ha ido anunciando con cuentagotas medidas que favorecen a la sociedad, especialmente a su bolsillo, con la intención de arañar algunos votos cuando se convoquen las urnas. La táctica no está funcionando tan bien como se piensan en Moncloa, porque Feijóo seguiría ganando las elecciones y podría formar Gobierno junto a Vox, según las encuestas.

Según el último barómetro de Target Point para El Debate, si ahora mismo se convocaran los comicios, el PP obtendría 131-133 diputados y el PSOE lograría 95-97, tres menos que en la encuesta que publicó este periódico en el mes de octubre. En la encuesta, realizada en plena polémica de la ley del ‘solo sí es sí’, se aprecian ya las primeras consecuencias para los partidos del Gobierno. El electorado tampoco olvida la polémica sobre la reforma de la sedición.

Encuesta Noviembre Target Point diputados

El electorado castiga a Sánchez y le hace perder votos. Ahora mismo, solo mantendría un 60 % de los votantes que le apoyaron en las elecciones de 2019 y convertiría al PSOE en el partido con menos fidelidad. Al contrario que el PP, que retendría a cuatro de cada cinco votantes.

Pero lo que más debe preocupar en Moncloa es que PP y Vox siguen sumando para formar Gobierno. En el escenario más pesimista, la derecha sumaría 181 escaños, cinco por encima de la mayoría absoluta, y aunaría el 47 % de los votos.

Encuesta Noviembre Target Point porcentaje de voto

El PSOE perdería, a día de hoy, 25 escaños con respecto a las elecciones de 2019 y se quedaría por debajo de los 100 escaños, pero estar dentro del Gobierno también penalizaría a Podemos. Todavía sin saber si Yolanda Díaz concurrirá o no por separado en las elecciones, la coalición pasaría de los 35 diputados de 2019 a 22-24.

Por su parte, Vox es el que sale mejor parado. El partido de Abascal pasaría de los 48-50 diputados del mes de octubre a obtener 50-52, por lo que mantendría unos números parecidos a los comicios de hace tres años. Quien no puede decir lo mismo es Inés Arrimadas, que, con suerte, lograría su escaño personal pero ninguno más, muy lejos de los diez diputados que tiene ahora.

Sus votantes son, precisamente, los que se disputan todos los partidos. Arrimadas solo mantendrá un tercio de sus votantes, por lo que hay pugnas por ese caladero. El PP lograría el 23,6 % de ellos y Vox adoptaría al 15,3 %. El problema para la izquierda es que el único que rasca algo es el PSOE, pero solo el 4,2 %. Sánchez podría mejorar esos registros si continúa con sus políticas electoralistas pero empeorará si siguen saliendo polémicas cercanas a su Gobierno.

63790564df470

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí