Marcha multitudinaria

Miles de personas han recorrido este domingo algunas de las principales calles de Madrid agitando pañuelos blancos para denunciar el «estado crítico» de la sanidad pública en la comunidad y mostrar su rechazo al plan de urgencias extrahospitalarias de la presidenta Isabel Díaz Ayuso, a la que han pedido su dimisión. 

«La sanidad madrileña está en estado crítico. Hemos pasado de los aplausos en la pandemia al olvido», ha dicho a RTVE.es Mónica, una enfermera que se ha desplazado hasta Atocha, ataviada con uniforme y una pancarta, para unirse a una manifestación que considera «necesaria». Asegura que es una de las afectadas del nuevo plan del gobierno madrileño y que recibió a las tres de la madrugada, a través de correo electrónico, la notificación de su nuevo destino: un centro en el que no había médico. «Tenemos profesiones diferentes y complementarias y no podemos ofrecer la misma asistencia», ha indicado.

Publicidad

«La salud no se vende. Venimos para apoyar a todo el personal sanitario», han recalcado, por su parte, una celadora y una auxiliar administrativa que trabajan en centros sanitarios de Fuenlabrada y Villaverde y que reivindican que «la sanidad no es un negocio».

A la manifestación se han unido también muchos ciudadanos y pacientes. «La sanidad nos afecta a todos, seamos de derechas o de izquierdas. Luchamos por nuestra sanidad y la de nuestros hijos y nietos. Los sanitarios se dejan la piel y no hay derecho a este maltrato», ha declarado Adela, que reivindica que no se puede usar la sanidad como «arma política». 

La protesta – a la que han asistido más de 200.000 personas, según la Delegación de Gobierno, y 670.000, según los convocantes – ha trascurrido entre gritos de «Ayuso, dimisión» y consignas como «Urgencias cerradas, muerte asegurada» o «Menos banderas y más enfermeras» al son de las batucadas que les acompañado hacia la plaza de Cibeles. Allí, ha terminado la movilización iniciada desde cuatro puntos – norte (Nuevos Ministerios), sur (Atocha), este (Hospital La Princesa) y oeste (Ópera) – y se ha leído un manifiesto para pedir que vuelva «la calidad a la sanidad pública». 

Manifestantes agitan pañuelos blancos por la sanidad pública en Madrid.
Manifestantes agitan pañuelos blancos por la sanidad pública en Madrid. REUTERS REUTERS / Susana Vera

Califican de «locura» atender urgencias por videoconferencia

Otro de los asistentes a la manifestación es Jose Luis, que ha sido trasladado desde su centro de trabajo en Arganda del Rey sin horario ni destino fijo. Además, será uno de los médicos encargados de atender a través de videoconferencia, algo que le parece «una locura» en urgencias. «He venido hoy por la falta de sanidad que van a tener los madrileños y por el maltrado que estoy recibiendo por parte de la administración. En muchos casos el diagnóstico puede ser erróneo sin ver y tocar al paciente», ha explicado y propone volver a los planes anteriores al cierre y la reforma. 

Sanitarios denuncian falta de personal en las urgencias extrahospitalarias de Madrid

Las urgencias extrahospitalarias de Madrid no ha sido la única petición de los manifestantes. Exigen también una mejor asistencia y más recursos para una Atención Primaria «herida de muerte». «Nadie contrataría un seguro médico privado en el que los sanitarios tuvieran solo cinco minutos para atenderte. Pues eso es lo que están haciendo con la sanidad madrileña. Falta tiempo y faltan sanitarios», ha defendido la doctora Hoyos, que reclama también la mejora de las condiciones de trabajo para que vuelvan los médicos que dejaron España y motivar a los jóvenes a seguir con «una profesión esencial». 

Ernesto, sanitario jubilado también ha acudido para apoyar a sus compañeros. «La calidad está empeorando: turnos más largos, inestabilidad…», ha comparado frente al trabajo que hacía él y ha lamentado la evolución de un servicio «por el que considera que han luchado generaciones». 
Representantes del mundo de la cultura, como el cineasta Pedro Almodóvar, han asistido a la manifestación para reivindicar la sanidad pública.

El cineasta español Pedro Almodóvar en la manifestación por la sanidad pública en Madrid
El cineasta español Pedro Almodóvar en la manifestación por la sanidad pública en Madrid EFE EFE/ J.J. Guillen

Huelga con un servicio mínimo del 100%

En su manifiesto, los convocantes han señalado que la gestión de la Consejería de Sanidad «potencia el modelo de colaboración público privada» que supone que «de cada dos euros presupuestados para la sanidad pública en Madrid, uno termina en bolsillos privados».

Miles de personas se manifiestan por la sanidad en la calle Alcalá de Madrid
Miles de personas se manifiestan por la sanidad en la calle Alcalá de Madrid AFP OSCAR DEL POZO / AFP

La Comunidad de Madrid, siendo la región con mayor renta per cápita, «es la que menos dinero invierte en atención primaria, la que menos dinero gasta por habitante y la que menos centros de salud tiene por 100.000 habitantes», han afirmado y han denunciado que la Consejería de Sanidad de Madrid obligue «a unos servicios mínimos abusivos del 100 %».

Esta manifestación, convocada inicialmente por la Red de Solidaridad Popular de Latina Carabanchel y a la que se han sumado la Federación Regional de Asociaciones Vecinales de Madrid (FRAVM), sindicatos y partidos políticos, coincide con el último día de la huelga convocada por los sindicatos SummAT, Mats, CSIF, Afem y AME, que llamaron a los profesionales a secundarla del 11 al 13 de noviembre, tras la mantenida el fin de semana anterior.

Más Madrid celebra la asistencia y el PP califica la convocatoria de «fracaso»

La portavoz de Más Madrid en la Asamblea, Mónica García, ha celebrado la asistencia multitudinaria a la manifestación y ha dicho que la sanidad «no se toca». «Ayuso tiene dos opciones: pedir perdón y cesar al consejero o irse ella. La sanidad depende de decisiones políticas, que no tengamos médicos en nuestros centros es una decisión de su Gobierno», ha dicho. 

También el secretario general del PSOE de Madrid, Juan Lobato, ha asistido a la marcha y ha asegurado que los que digan que se trata de una protesta con tintes políticos tienen que escuchar las reivindicaciones de las familias y los sanitarios. «A Ayuso le gusta hacerse la víctima, pero las víctimas son las familias» que están sufriendo el desmantelamiento de las urgencias, ha destacado Lobato .

El portavoz del Partido Popular en la Asamblea de Madrid, Pedro Muñoz Abrines, por su parte, ha calificado de «fracaso» la manifestación  porque «el 99 % de los madrileños no la han apoyado». «Este plebiscito personal en el que Mónica García ha querido convertir esto se ha traducido en un fracaso», ha apuntado el portavoz en la Cámara regional a los medios, quien ha agregado que los mensajes y proclamas durante la manifestación «no iban en defensa de la sanidad sino que era un ataque político a la Comunidad de Madrid».

6370e5ffa14d5
MADRID, 13/11/2022.- Manifestación ciudadana que recorre este domingo el centro de Madrid bajo el lema «Madrid se levanta por la sanidad pública», convocada por asociaciones vecinales y municipios, a la que están llamados los profesionales de las urgencias de Atención Primaria, también convocados a una nueva jornada de huelga. EFE/ Sergio Pérez

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí