Page se desmarca

Para Emiliano García-Page, tachar a Alberto Núñez Feijóo de insolvente es un error. Así lo defiende el presidente de Castilla-La Mancha publicada el domingo en el diario ‘El Mundo‘, desmarcándose así de la posición de su partido, después de que el propio Pedro Sánchez cuestionara reiteradamente la solvencia del líder de la oposición durante su cara a cara en el Senado hace dos semanas.

«No comparto ni me identifico con ese apelativo de insolvente, ni creo que sea acertado«, ha afirmado en declaraciones al citado diario, preguntado sobre las críticas contra Feijóo vertidas desde el Ejecutivo. Una entrevista en la que dice tener «un buen concepto en lo político y en lo personal» del actual líder del PP.

En la misma línea, Page ve «muy difícil» que la sociedad española vea como insolvente a Feijóo, e incide en que este ha recibido el aval de las urnas al ser elegido como presidente de la Xunta de Galicia, institución desde la que -argumenta- mantuvo una relación «más que razonable» con el Gobierno.

Feijóo: «Page sabe de esto»

Unas palabras del barón socialista que Feijóo le ha agradecido este lunes. «Yo se lo agradezco mucho, especialmente a García-Page, muchas gracias», ha afirmado, a preguntas de laSexta sobre esta cuestión. «García-Page sabe de esto», ha remachado.

Por su parte, desde el Gobierno, el ministro de la Presidencia, Félix Bolaños, ha evadido este lunes las preguntas sobre las palabras de Page, aunque insistido en que la oposición «no cumple con los ciudadanos» y «no hace ninguna propuesta que sea rigurosa», a la par que ha defendido la «fortaleza» y la «unidad» del PSOE.

No obstante, fuentes del partido consultadas por laSexta recuerdan al presidente castellano-manchego que les votan por las siglas: inciden en que si la marca va bien, a todos les va bien, mientras que si va mal, no beneficia a nadie.

Page vuelve a pronunciarse

A preguntas de la prensa este lunes sobre sus discrepancias, Page ha indicado que sus opiniones son suyas: «Yo lo que busco es que el PSOE tenga mayoría suficiente para ir quitando peajes», ha asegurado.

Además, ha aseverado que, más allá de ver qué políticos o partidos son «insolventes», hay que tener más cuidado con los que son «disolventes» y quieren «romper el país». Ello, tras advertir en la citada entrevista que, si los socialistas siguen «con las mismas compañías, es evidente que va a haber un castigo».

Según ha explicado, ya este fin de semana trasladó en el cónclave de Zaragoza que no estaba de acuerdo con algunas cosas, pero aún así «no tiene que haber duda» de que cierra filas con su partido.

«Coincido en valores, principios y la organización que mejor gestiona mayoritariamente España, que es el PSOE. Creo que sería muy saludable que hubiera acercamiento de posiciones entre PP y PSOE en temas de país, esto lo digo desde que tengo uso de razón. De todas maneras, mi discrepancia en relación a ese concepto, sin necesidad de hablar en Zaragoza, ya se lo he dicho antes a quien debía saberlo», ha agregado.

6328866e2200003200f853f1.png

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí