familia real británica

El 10 de enero salió a la venta «Spare» (En la sombra, en español), la esperada y polémica autobiografía del príncipe Harry.

En el libro, el hijo del rey Carlos III habla de muchos aspectos de su vida personal: su niñez, la muerte de su madre, su juventud rebelde, su problemática salida de la familia real tras su boda con la actriz Meghan Markle y su complicada relación con su hermano William y con su padre, entre otros.

Publicidad

Pero, ¿qué miembros de la famila real británica salen peor retratados en la autobiografía de Harry?

Getty Images

El Rey Carlos es el que sale mejor parado.

El retrato del rey Carlos III es en gran medida amable. De toda la familia real, es el que sale mejor parado.

Las observaciones del príncipe Harry sobre su padre cubren un terreno que ya conocíamos. Refuerzan la imagen que muchos tienen de él.

Describe a «Pa» como un hombre sensible y aficionado a los libros que luchó por conectar emocionalmente con Harry tras la muerte de Diana.

Pero el rey es ahora el jefe y, aunque escapa de lo peor, tiene que decidir cómo manejar los ataques dirigidos a otros miembros de la familia.

Lo que Harry dice sobre la reina consorte Camilla será difícil de digerir para su padre. Si va a haber algún tipo de reconciliación, tendrá que venir de arriba.

Cualquier rama de olivo, probablemente tendrá que ser ofrecida por el rey primero. Y ahora mismo, públicamente, no hay señales de ello.

Camilla, reina consorte

Getty Images

Harry, al menos, reconoce la felicidad y la paz que Camilla ha aportado a su padre.

Para Camilla, la reina consorte, ha sido un camino difícil. Pero la opinión de Harry sobre su madrastra también está llena de contradicciones.

Dirige gran parte de su furia hacia ella, acusándola de cortejar a la prensa sensacionalista para mejorar su imagen pública, en la que era tachada de «villana». Una estrategia, según él, que la hacía «peligrosa».

Es un relato perjudicial para una mujer a la que el apoyo público no siempre le resultó fácil. 

Al mismo tiempo, en otro capítulo, y en una respuesta a una entrevista, el tono es más amable, incluso afectuoso y admirativo. Reconoce la felicidad y la paz que ella ha aportado a su padre y alaba su trabajo con las víctimas de la violencia doméstica.

A Harry, Camilla le parece confusa. 

William, el príncipe de gales

Getty Images

La apreciación que da Harry de su hermano William no encaja con su imagen pública de miembro de la realeza simpático, afable y empático.

El príncipe William es objeto de duras y reiteradas críticas. El libro ha cambiado la forma de ver la relación de los hermanos, Willy y Harold, como ahora sabemos que se llaman.

Las cosas no han ido muy bien últimamente. Pero eran hermanos unidos por una pérdida que dependían el uno del otro. ¿No era así?

Parece que no, según Harry. La tensión entre ellos se remonta décadas, dice, ignorado por William en la escuela de Eton, usurpados en privado como padrino de boda de su hermano y luego atacado por él en la cocina. A veces, la escritura destila ira y, en ocasiones, mezquindad.

William aparece aquí como el hermano mayor enfadado, frustrado y reprimido. No encaja con su imagen pública de miembro de la realeza simpático, afable y empático.

El palacio de Kensington no ha respondido a nada de lo que Harry ha escrito. En su lugar, veremos a Guillermo dejando que su trabajo real hable por él. Cumpliendo con su deber. Centrándose en las comunidades vulnerables. Y tratando de alejarse del furor causado por el libro. Si es que eso es posible.

Catherine, princesa de gales

Getty Images

Las referencias hacia Kate son reveladoras.

En el libro hay mucho de Kate contra Meghan. Para Harry, su cuñada es siempre Kate, nunca Catherine.

Las referencias a ella son a menudo personales y han surgido de recuerdos de momentos privados. En ese sentido, son reveladoras.

A Harry no le gustaba que los medios de comunicación presentaran a las dos mujeres como rivales, pero ese es el contexto en el que a menudo se habla de la princesa de gales en su libro. 

Se presenta una Kate tensa y formal al lado de una Meghan abierta y descalza.

A Kate no le gustan los abrazos, no le gusta compartir el brillo de labios y, según Harry, hubo un infame malentendido sobre los vestidos de las damas de honor.

Es difícil imaginar que esto no resulte personalmente hiriente para la princesa de gales, sobre todo al exponer elementos de su vida privada y de la de sus hijos, que ha protegido de manera feroz.

Una vez más, al igual que de su marido, no esperes oír ninguna respuesta pública. En su lugar, ella también dejará que sus compromisos públicos hablen por sí solos.

Meghan, duquesa de Sussex

Getty Images

En el libro hay menos de la duquesa de lo que podría pensarse.

Para su marido, ella es Meg. Ha cambiado la vida de Harry. En el libro y en las entrevistas hay menos de la duquesa de lo que podría pensarse.

Gran parte de las memorias de Harry cubren su vida antes de Meghan. Pero su influencia e impacto brillan con luz propia una vez que ella entra en escena. Dice que escribir Spare habría sido «logística, física, emocional y espiritualmente» imposible sin ella.

Es probable que el libro consolide las opiniones sobre Meghan. Para algunos, Harry ha sido rescatado por ella y ha escapado a una vida de libertad e inmensa felicidad. 

Para otros, ella le ha alejado del deber y de la familia y nunca será perdonada. La cobertura mediática de esta semana probablemente no les hará cambiar de opinión.

¿Por dónde empezar? Nadie esperaba que se contuviera. Su historia, sus palabras, eran el terreno de juego.

Pero esta historia es más gráfica, esas palabras más íntimas y su odio a la prensa sensacionalista británica más intenso de lo esperado. Escribir el libro fue para él una experiencia «dolorosa» y «catártica» a la vez.

El libro será ahora un obstáculo que se interpondrá en el camino de la reconciliación que Harry dice querer con su familia. Encontrar una tregua parece impensable en este momento. La confianza se ha roto.

En sus entrevistas, Harry dijo que hacía tiempo que no hablaba con su padre ni con su hermano. Aquí hay tristeza por todas partes, pero las cosas se han vuelto personales y esa no es una posición cómoda para la Familia Real.

El interés por Harry y Meghan sigue siendo alto, pero es difícil juzgar si se mantendrá en los próximos meses y años, ahora que su historia ha salido a la luz.

Getty Images

La prensa se reunió en una librería de Londres cuando el libro de Harry «Spare» salió a la venta en medianoche del 10 de enero de 2023.

Aparte de algunos de los miembros de la realeza, hay un puñado de otros claros ganadores.

Los editores del libro, Penguin Random House, tienen un éxito de ventas en sus manos durante el mes de enero, cuando normalmente hay una pausa en las ventas después de Navidad.

También ha sido un proyecto lucrativo para el canal británico ITV. Su entrevista con Harry se ha vendido ya a 77 territorios del mundo, desde Francia hasta Nueva Zelanda.

A menudo se menciona el poder de la terapia, a la que Harry atribuye el haberle permitido enfrentarse al pasado y escribir sus memorias. Los agradecimientos del libro también dan una idea del equipo de Harry: fisioterapeutas, acupuntores, profesores de pilates, quiroprácticos, entrenadores personales y un especialista en energía. A todos ellos les agradece el haberle mantenido mental y físicamente fuerte a lo largo de los años.

Y entre los que reciben un inesperado impulso publicitario se encuentran los amantes de la barba. La otra BBC, el Club Británico de la Barba, está pensando en pedir al Príncipe Harry que se convierta en mecenas o, al menos, en socio de cortesía, después de que escribiera a favor de la barba en su libro. 

Ha sido una semana extraña para la información sobre la realeza.

Qué miembros de la familia real británica salen peor parados en la autobiografía del príncipe Harry según BBC noticias familia real británica

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí